miércoles, 23 de julio de 2014

Los Niños del Ferrocarril

Cuenta la leyenda, que hace mucho un conductor de un Autobús, estaba muy borracho, así que al querer ir a miccionar, estacionó el Bus en unas vías del paso de Tren sin darse cuenta, y para colmo, a los segundos que se fue, un Tren de mercancías chocó a gran velocidad contra el Bus acabando con él y todo sus pasajeros (adultos y niños).

Desde entonces, las almas de los niños penan por las noches sin descanso en aquel lugar, en busca de victimas que lleguen ahí, para luego empujarlos hacia una muerte segura al paso del Tren cuando la luz esté roja.

Se dice que las víctimas preferidas de estos, son aquellas personas que se quedan dormidas cerca del lugar donde perecieron aquellos niños, así como también, personas borrachas que luego, atraen sus autos sigilosamente cerca de las vías del tren cuando está en rojo para llevarles a una muerte segura.


Aquellos afortunados que se dieron cuenta a tiempo de dicha anomalía y que pudieron escapar de las intenciones de aquellos espíritus, cuentan que en las lunas de sus autos (empañadas por el frio) notaron huellas de pequeñas manos moverse, así como también, pequeñas voces y lamentos. Tras esto, reaccionaron rapidamente y huyeron de aquel lugar.
 

 


     Facebook  Twitter Google+ Imprimir
 
Déjanos un comentario
(Respeta a los demás, evita los comentarios ofensivos)