viernes, 8 de septiembre de 2017

Leyenda del Otoño y las estaciones para niños

Según cuenta la leyenda que hace mucho, las estaciones del año no tenían nombre ni espacio alguno en el Calendario, así que todas querían ocupar la tierra al mismo tiempo pero no se ponían de acuerdo. Un día decidieron reunirse y solucionar sus problemas ya que cada una de ellas era diferente y únicas a su modo.

Algunas de estas, les gustaba el frío, y otras el Calor, así como también otras les gustaba un poco de cada uno. Una gustaba mucho del sol y sus cálidos rayos, a otra también le gustaba pero sólo por ciertos momentos. Por otro lado, había otra que prefería el frío intenso y otra sólo un poco pero con algo de calor. Así, tras muchas conversaciones y discusiones, cada una de estas estaciones decidieron repartirse una época del año hasta que hoy en día, las conocemos como las Cuatro Estaciones.

Primavera, que era la más tierna de todas, escogió los meses de Marzo a Junio para acoger a todos con sus brisas frescas y leve calor. Verano que era la más rebelde, eligió Junio a Setiembre para acoger a todos con un agradable calor.

mito estaciones del año

Otoño fue aquella que con su alocada forma de ser y su curiosidad, eligió los meses de Setiembre a Diciembre para brindar pequeños ratos de calor acompañado de brisas ricas y frescas. Además, ella trajo las mandarinas y hongos que podría perdurar en las demás estaciones. Por último, Invierno que era la más tímida, escogió los meses de Diciembre a Marzo para llenar los lugares de un frío generoso.

Las cuatro estaciones muy felices con sus elecciones, lograron encontrar su espacio ideal en el calendario y fueron capaces de brindar lo mejor de sus temperaturas tanto a niños como adultos, así como a plantas y a todos los seres del planeta.
 

 


     Facebook  Twitter Google+ Imprimir
 
Déjanos un comentario
(Respeta a los demás, evita los comentarios ofensivos)