miércoles, 2 de mayo de 2018

Leyenda del Martes 13

La leyenda del Martes trece, se basa en una superstición que dice provocar mal agüero (mala suerte).

Martes, es el día del Dios de la Guerra. Donde todas las cosas negativas suceden como pleitos, discusiones, destrucción entre otras. Este día está regido también por Marte, el planeta rojo de la infortuna rápida.

El origen de este terrible día, se monta hace muchos siglos donde Constantinopla, cayó un Martes e implicó una terrible crisis para los cristianos, y que precisamente ellos fomentaron el miedo a este día. Además, se cree que la Torre de Babel fue destruida un martes 13. En el apartado del Tarot, el 13 equivale a la muerte. En el capítulo 13 del Apocalisis, se habla del Anticristo y del día de la Bestia.

En la mitología nórdica, este número es fatal. Cuenta que doce Dioses fueron enviados a un banquete en el Walhalla, donde Loki (el dios de la riña y el mal), se presentó a dicha reunión subiendo a trece los presentes. En la lucha por expulsarlo, Balder (un Dios que era el favorito) pereció.

En Escandinavia, el número 13 se difundió a través de Europa y cuando empezó la era cristiana, esta creencia tuvo más fuerza con la última cena donde, trece también eran los comensales y desde ese momento, invitar a trece personas a una cena es símbolo de mal augurio.

mito del martes trece

La creencia negativa a este número es tan alta, que en ciertos pisos del mundo, se han omitido el piso trece o habitación trece. En autódromos europeos, ningún taller tienen el número 13 al igual, que las aerolíneas y el 13 en un asiento.

Según un estudio, en 1978 la revista británica "Gentlemen's Magazin", citó una estadística que, con un promedio de trece personas reunidas en una habitación, morirán antes de un año. El entrar a dicha habitación con el pie derecho, y de ser posible una cinta roja en la muñeca, podría reducir tal riesgo. Si no eres tan supersticioso, cuidado con estas fechas, y si no tomas precauciones, puede que termines cayendo ante estos malos propósitos.
 

 


     Facebook  Twitter Google+ Imprimir
 
Déjanos un comentario
(Respeta a los demás, evita los comentarios ofensivos)